Muy pronto en este sitio una nueva experiencia para ti ¡Espérala! /
A whole new experience is coming very soon..! Wait for it.!      
by Planeta Creativo <EX>
Download Free Templates http://bigtheme.net/ Websites Templates

La Isla Floreana (también conocida en español como Santa María y en inglés como Charles) es la sexta isla más grande por su extensión en kilómetros cuadrados del archipiélago ecuatoriano de las Islas Galápagos, administrativamente pertenece a la Parroquia llamada Santa María, del Cantón de San Cristóbal, en la Provincia de Galápagos, siendo su localidad más grande el poblado de Puerto Velasco Ibarra.

Mide 18 km de largo por 16 de ancho, tiene una superficie de 173 km² y una altitud máxima de 640 metros (Cerro Pajas). Fue llamada así en honor a Juan José Flores, el primer Presidente de Ecuador, durante cuya administración el gobierno ecuatoriano tomó posesión del archipiélago. También se la conoce como Santa María en honor a una de las carabelas de Colón. Fue una de las primeras islas en ser habitadas y que más polémica causó en la prensa internacional de comienzos del siglo XX.

Varios libros se han escrito acerca de Floreana y sus secretos, entre ellos el más famoso "Floreana, lista de correos" de Margret Wittmer, el cual cuenta la historia de la isla en la cual la familia alemana Wittmer que fue la primera civilización exitosa en habitarla, varios extranjeros tuvieron intentos fallidos entre ellos noruegos, americanos, y otros alemanes siendo Rolf Wittmer el primer nativo de la isla. Flamencos rosados y tortugas marinas anidan en esta isla entre diciembre y mayo, en esta isla se puede encontrar una pequeña población de los pingüinos de Galápagos. En la Bahía de Correos, desde el siglo XVII los balleneros y piratas que surcaban las aguas del Pacífico, usaban un barril a manera de oficina de correos para que las cartas pudieran ser recogidas y entregadas a sus destinatarios, principalmente en Europa y los Estados Unidos por los barcos que estuvieran en su viaje de retorno.

En la "Corona del Diablo", un cono volcánico sumergido, se pueden observar interesantes formaciones coralinas. Cuando todavía era conocida como la isla de Charles en 1819, la isla fue incendiada por un marinero de Nantucket que estaba en el buque ballenero Essex, que un año después de hundiría. En septiembre de 1835, Charles Darwin en el segundo viaje del HMS Beagle, visitó la isla.